domingo, 17 de abril de 2016

Como cuidar tu piel después del gimnasio

Descubre en te ves genial, cómo cuidar tu piel después y durante el gimnasio, es decir, mientras haces ejercicios.

Es un paso que no te puedes saltar aunque vayas con el tiempo justo. Si vas al gimnasio o sales a correr después del trabajo lo último que quieres es que el maquillaje o las cremas que te has puesto por la mañana se mezclen con el sudor y obstruyan los poros provocando la aparición de granitos y puntos negros.

Mejor prevenir. Las pieles grasas y mixtas son las más propensas a sufrirlos. Elige hidratantes y protectores solares libres de aceites y no comedogénicos (con texturas que no bloqueen los poros) y fórmulas purificantes para limpiar tu piel. Las toallitas de Garnier, que contienen antioxidantes y extracto de moringa, un árbol tropical conocido como el árbol purificador, son una opción muy práctica. Si no puedes ducharte inmediatamente, úsalas también en escote, hombros y espalda.

Escoge bien la ropa.

No es una cuestión de moda: invertir en tejidos tecnológicos que repelen el sudor es una ne-ce-si-dad.

Ojo con el pelo: ¿Sabes que cuando lo das todo en el gym el cuero cabelludo suda y sus aceites naturales se mezclan con los productos que te hayas puesto en el cabello, deslizándose por rostro, cuello y hombros para obstruir los poros?

Soluciónalo con una banda de algodón un poco ancha que absorba el sudor y póntela como la usan los tenistas.

Bye, bye, acné.

En la ducha usa un gel con propiedades antisépticas como el Gel equilibrante libre de aceites de Repavar Un par de veces a la semana usa un exfoliante suave con ácido salicílico, uno de los activos más eficaces contra el acné no severo. También lo encontrarás en los productos pensados para aislar el granito de la contaminación bacteriana ¡no te los toques jamás! y hacerlo desaparecer.

Mira como cuidar tu piel con tratamientos caseros



Sigue conociendo geniales consejos saludables como: Genial solución al ronquido

No hay comentarios:

Publicar un comentario